Ocio, cultura y vida asociativa

Última actualización: 26 4 2019

Se entiende como ocio el tiempo en que estás libre del trabajo, del centro educativo y de las tareas domésticas. Tú mismo eliges lo que quieres hacer en tu tiempo libre.

Alguno ejemplos de actividades de ocio habituales en Suecia son distintos tipos de deportes, danza, teatro, interpretación musical, videojuegos y lectura de libros. Muchas asociaciones y municipios brindan diversas propuestas y actividades recreativas en las que puedes participar, entre ellas, asociaciones deportivas y culturales, federaciones de enseñanza y congregaciones religiosas.

Todas las personas tienen derecho a formar parte de la vida cultural. Existen numerosas expresiones culturales. Un elemento común a todas ellas es que deben contribuir al progreso del individuo. En otras palabras, la cultura promueve el crecimiento y el desarrollo de las personas. Al igual que muchos otros países, Suecia brinda una gran oferta cultural, entre otros, en el ámbito natural, histórico y gastronómico.

Ejemplos de actividades de ocio y culturales.
  • Naturaleza y vida al aire libre

    Se habla de vida al aire libre (friluftsliv) cuando sales a la naturaleza para sentirte bien y vivir experiencias sin necesidad de competir.

    Tan pronto como sales a la calle estás en la naturaleza. Tienes el cielo por encima de ti, el sol te ilumina los ojos y puedes respirar aire fresco. Los seres humanos necesitamos todo esto para sentirnos bien. Si, además, te mueves en el exterior, te sentirás aún mejor. Ganarás fortaleza, la comida te sabrá más rica y dormirás mejor. Desenvolverte en la naturaleza puede ser beneficioso contra ciertas enfermedades y hacer que te sientas mejor. Realizar actividades en el exterior es lo que se denomina vida al aire libre.

    Suecia posee una naturaleza de gran belleza con distintos hábitats. También cuenta con un conjunto de parques nacionales que puedes visitar. En Suecia se aplica el allemansrätt, lo que significa que todas las personas tienen derecho a moverse libremente por la naturaleza. Por ejemplo, puedes pasearte y recoger bayas u hongos. Al mismo tiempo tienes la obligación de mostrar respeto por la flora y la fauna en tus escapadas naturales.

    Suecia cuenta con numerosas asociaciones que te ayudarán a encontrar actividades de tu interés y conocer mejor la naturaleza, el derecho de libre acceso a esta (que en sueco se conoce como allemansrätten) y diversas actividades que puedes practicar al aire libre. Con la ayuda de estas asociaciones te resultará luego más fácil explorar la naturaleza por tu cuenta o en compañía de otros.

  • Literatura

    Encontrarás bibliotecas municipales por todo el país, donde podrás sacar en préstamo películas y libros de manera gratuita. Algunas de ellas cobran una tarifa reducida si quieres tomar prestados, por ejemplo, DVD. Para poder realizar préstamos en la biblioteca necesitas una tarjeta específica. Podrás obtenerla mostrando tu documento de identidad en la recepción.

    También puedes sentarte en la biblioteca para leer un libro o un diario. La mayoría de las bibliotecas permiten acceder también a un ordenador y a internet. Si deseas imprimir o fotocopiar un documento tendrás que pagar por cada página.

    En ocasiones, las bibliotecas proponen actividades en forma de cafeterías de idiomas, charlas y visitas de escritores.

  • Cine

    Existen un gran número de cines repartidos por Suecia. Se pueden reservar entradas por internet a través del sitio web del cine o acudir directamente a este y comprarlas. Normalmente hay cines de menor tamaño que muestran películas de otros países. Si dispones de un reproductor de DVD podrás alquilar películas en videoclubes específicos. A tal fin debes mostrar tu documento de identidad y pagar un importe para poder tener la película en casa uno o varios días. Si no devuelves el filme en el plazo establecido tendrás que abonar una multa.

  • Deportes

    Existen infinidad de posibilidades si te interesa hacer deporte o entrenar. Puedes acudir, por ejemplo, a parques públicos, piscinas cubiertas o pabellones de hielo. También hay polideportivos donde puedes jugar al tenis o practicar otras actividades.

    Si desea ejercitarte en un gimnasio deberás pagar un importe. A menudo tendrás que abonar una cuota mensual. También puedes comprar una tarjeta de un solo uso para probar alguna actividad. La mayoría de los gimnasios ofrecen actividades de musculación y clases colectivas (entre otros, gimnasia, danza o yoga).

  • Arte

    Pueden visitarse museos y galerías que exhiben obras de distintas modalidades artísticas, desde cuadros o esculturas hasta diseño gráfico. A veces deberás pagar una entrada, pero en ocasiones es gratuito.

  • Música

    Suecia cuenta con una rica vida musical que incluye conciertos, actuaciones de coros y óperas. Algunos bares proponen música en directo determinadas noches. También puedes cantar y tocar música por la calle, aunque para interpretar música en un lugar público se aplican normas específicas, que pueden variar según el municipio.

  • Religión

    Existen numerosas iglesias y otros espacios religiosos abiertos al público en todo el país. En la iglesia puedes encender velas y hallar un momento para la calma y la reflexión. Algunas ciudades albergan también mezquitas y sinagogas.

  • Historia

    Podrás profundizar en la historia de Suecia en varios de los museos del país. Algunos de ellos cobran entrada.

    Existen también vestigios prehistóricos, es decir, huellas dejadas por el ser humano mucho tiempo atrás.

  • Ciencia

    En Suecia se desarrollan tareas de investigación en un conjunto de disciplinas. Todas las personas tienen derecho a acceder a los avances de la ciencia. El trabajo científico está protegido por derechos de autor.

  • Comida y bebida

    Hay un gran número de restaurantes y cafés entre los que elegir. El verbo "fika" se utiliza mucho en Suecia. Significa reunirse con amigos o compañeros de trabajo para hablar, pasar un rato juntos, beber té o café y tal vez disfrutar de un trozo de bizcocho o un bollo.

    También existen bares y pubes, donde se aplican distintas edades mínimas. Para comprar y consumir bebidas alcohólicas en pubes, bares y restaurantes debes tener como mínimo 18 años.

Si has obtenido permiso de residencia pero sigues viviendo en un centro de acogida de la Dirección General de Migraciones podrás participar en actividades dirigidas a solicitantes de asilo.