Cómo se gobierna Suecia

Última actualización: 24 8 2021

Acerca de Suecia - un material de educación cívica.

Este texto trata sobre la manera en que se gobierna Suecia. Suecia lleva siendo una democracia aproximadamente un siglo. Cada cuatro años, el pueblo elige los partidos que van a decidir dentro del parlamento nacional, las regiones y los municipios.

Se te informará, entre otros, sobre la distribución del poder en Suecia. También conocerás más detalles acerca de las leyes suecas y el funcionamiento del parlamento.

  • Derecho de influencia y participación en el gobierno de tu país

    Todo el mundo tiene derecho a participar en el gobierno de su país, tanto de forma directa como a través de representantes mediante elecciones libres y justas.

    También tienes derecho a libertad de opinión y de expresión. Esto significa que puedes pensar y opinar como quieras. Además, tienes derecho a transmitir tus pensamientos e ideas a otras personas, por ejemplo, a través de las redes sociales. Sin embargo, no puedes utilizar tu libertad de expresión para propagar el odio ni difamar a otras personas o colectivos. Tienes derecho igualmente a organizar y participar en reuniones, manifestaciones y asociaciones de carácter pacífico. Ahora bien, de la misma manera, también tienes derecho a no participar en reuniones, manifestaciones o asociaciones.

Soberanía popular y sistema democrático

Suecia es un país gobernado de manera democrática, lo que significa que todo el poder público se deriva del pueblo. Los que vivimos en Suecia influimos sobre el modo en que funciona el país. Votamos a políticos que gobiernan Suecia en nuestro nombre. Es lo que se denomina soberanía popular.

Uno de los pilares de una democracia es que todas las personas son igual de valiosas y gozan de los mismos derechos. En una democracia debes poder pensar lo que quieras y ser capaz de expresar abiertamente tus opiniones tanto verbalmente como por escrito. Existen leyes que protegen nuestros derechos democráticos.

Legislación sueca

Suecia cuenta con numerosas leyes. La legislación establece lo que podemos y no podemos hacer. Por ejemplo, no puedes conducir con el semáforo en rojo, ni robarles sus pertenencias a los demás. Las leyes también nos informan de nuestros derechos. Por ejemplo, los niños tienen derecho a ir a la escuela y, cuando eres padre o madre, te corresponde un subsidio parental. Las leyes existen para que las personas podamos convivir y estar protegidas.

A veces se aprueban nuevas leyes, y, además, las ya existentes pueden ser modificadas (o enmendadas). Por ejemplo, en 1979 se prohibió en Suecia el castigo físico a los hijos por parte de sus padres. Antes de esa fecha estaba permitido. Otro ejemplo de ello es la prohibición de fumar dentro de los restaurantes introducida en 2005.

Código legal sueco con una maza de juez encima.

Leyes fundamentales de Suecia

Ciertas leyes son particularmente importantes. Son las que conocemos como leyes fundamentales, las cuales prevalecen sobre el resto de la legislación y son difíciles de modificar. En las leyes fundamentales se establece que Suecia es una democracia.

Suecia cuenta con cuatro leyes fundamentales: la Ley Constitutoria de Gobierno, la Ley de Sucesión, la Ley de Libertad de Prensa y la Ley de Libertad de Expresión.

Ley Constitutoria de Gobierno

En la Ley Constitutoria de Gobierno se establece el modo en que debe regirse Suecia. Se señala en ella que los habitantes del país ejercemos nuestro poder de decisión a través de los políticos que elegimos en las distintas elecciones. En esta normativa se detallan también nuestros derechos. Por ejemplo, establece que la pena de muerte está prohibida en Suecia, y que todas las personas tienen derecho a practicar la religión o fe que deseen. La Ley Constitutoria de Gobierno contiene además las normas de funcionamiento de nuestro parlamento y nuestro gobierno.

Ley de Sucesión

Suecia es una monarquía y nuestro jefe de Estado es el rey. En la Ley de Sucesión se especifica quiénes tienen derecho a heredar la corona y ser nombrados rey o reina. El rey de Suecia es Carlos XVI Gustavo. Su hija mayor, Victoria, será la que herede la corona en el futuro.

Leyes de libertad de prensa y expresión

Todos los que vivimos en Suecia tenemos derecho a pensar y expresar prácticamente cualquier opinión. Puedes manifestar tus puntos de vista en la televisión y escribir lo que piensas en internet o en una publicación. Por ejemplo, si tienes una opinión concreta acerca de la política en Suecia, tienes derecho a expresarla. Lo mismo ocurre con los diarios y publicaciones de noticias. Ellos, no los políticos, son los que deciden lo que quieren escribir. Así se establece en las leyes fundamentales suecas sobre libertad de prensa y de expresión.

  • La Ley de Libertad de Prensa aborda lo que uno puede escribir en periódicos y libros.
  • Por su parte, la Ley de Libertad de Expresión especifica lo que se puede decir, escribir y expresar en la radio, la televisión, el cine y en internet.

Dichas leyes también nos sirven para protegernos de la difamación y los abusos. Es decir, se aplican excepciones a la libertad de escribir o decir cualquier cosa. Por ejemplo, es delito hacer declaraciones públicas que supongan una amenaza o una ofensa contra un grupo de personas por razón de su raza, color de piel, origen nacional o étnico, confesión u orientación sexual. Es lo que se denomina incitación al odio contra un colectivo. Si alguien, por ejemplo, afirma que todas las personas de un país concreto son delincuentes, podrá ser condenado por incitación al odio contra un colectivo. También puede estar prohibido la propagación de falsos rumores y las ofensas a otras personas.

  • Preguntas para la reflexión

    ¿Por qué crees que las leyes sobre libertad de prensa y de expresión son tan importantes que se consideran como fundamentales en Suecia?

Suecia es una monarquía y tiene un rey

Suecia es un régimen monárquico desde varios siglos atrás, lo cual significa que su jefe de Estado es una reina o un rey. En la actualidad, el jefe de Estado sueco es el rey Carlos XVI Gustavo, que lleva casi medio siglo en el trono.

En otras partes del mundo existen monarquías donde la reina o el rey detentan un poder efectivo dentro de la sociedad. En Suecia, el rey no posee poder político. Sus funciones son meramente simbólicas y representativas. El rey encarna y representa a Suecia de muchas maneras. Por ejemplo, realiza visitas de Estado y se reúne con dirigentes de otras naciones. También visita entidades y empresas de toda Suecia.

En 1979, el Parlamento sueco decidió que el trono lo heredaría el primogénito del rey o la reina independientemente de su sexo. Anteriormente la corona de Suecia pasaba en primer lugar al hijo varón mayor. Es decir, hoy no importa si es mujer u hombre. En el futuro será nombrada jefa de Estado del país la hija del rey, la princesa heredera Victoria.

Suecia se gobierna a través de las administraciones estatal, regionales y municipales

En Suecia, el poder político se reparte entre muchos. Somos los ciudadanos los que decidimos qué políticos van a gobernar el país votándolos en las elecciones:

  • A nivel local (municipios)
  • A nivel regional (regiones)
  • A nivel nacional (parlamento o Riksdag)
  • A nivel de la Unión Europea (Parlamento Europeo)

Los diputados parlamentarios deciden sobre los asuntos relacionados con el país en su conjunto. Suecia se divide también en 21 regiones y 290 municipios. Los políticos regionales y municipales toman decisiones que atañen a nuestros lugares de residencia. En el Parlamento Europeo se deciden cuestiones que conciernen al conjunto de la Unión Europea.

El Parlamento de Suecia (Riksdag) aprueba las leyes del país

El Gobierno se encarga de la gestión del conjunto del país asegurándose de que se cumplan las decisiones tomadas por el parlamento nacional. También puede proponer nuevas leyes y enmiendas legislativas. El parlamento aprueba o rechaza mediante votación las propuestas del gobierno. Sus decisiones afectan a todo el país.

El Riksdag decide también acerca de los ingresos y gastos del Estado. Los fondos estatales se destinan, entre otras cosas, a las universidades y escuelas superiores, el cuerpo de policía y las prestaciones familiares por hijos a cargo (barnbidrag).

El parlamento y el gobierno nacionales forman parte de lo que se conoce como el Estado.

Las regiones se encargan de la sanidad

Suecia cuenta con 21 regiones. La principal función de estas es la gestión del sistema sanitario, que abarca la atención médica, odontológica y de salud. También se responsabilizan del transporte público: autobuses, tranvías, metro, etc.

Las regiones están gobernadas por políticos que los ciudadanos escogemos en las elecciones regionales. Las decisiones sobre la gestión de cada región se toman dentro del consejo regional correspondiente.

Los municipios gestionan la educación

Suecia se organiza también en 290 municipios, de muy distinto tamaño. El municipio más grande es el de Estocolmo, donde viven casi un millón de personas. El más pequeño de ellos es el municipio de Bjurholm, con menos de 3.000 habitantes.

Los municipios gestionan gran parte de los servicios disponibles en tu localidad. Es el municipio el que vela por que haya agua cuando abres el grifo de tu casa y escuelas para los niños. También se encarga de asistir a ancianos y enfermos cuando estos no son capaces de cuidar de sí mismos.

Los municipios están gobernados por políticos que los habitantes escogemos en las elecciones municipales. Las decisiones sobre la gestión de cada municipio se toman dentro del consejo municipal (kommunfullmäktige) correspondiente. 

Los municipios y regiones se subvencionan mediante impuestos

Los municipios y las regiones necesitan dinero para poder llevar a cabo sus actividades. Es por eso que pagamos impuestos. Los impuestos representan la mayor parte de los ingresos de las regiones y municipios, que también se financian mediante subvenciones estatales y tasas de servicios.

El dinero se destina a escuelas, hospitales, carreteras y demás. Los ciudadanos con ingresos pagan impuestos en su municipio de residencia.

Son los propios municipios y regiones los que deciden la cantidad de impuestos que debe pagarse (es decir, cuentan con autogobierno).

Unión Europea

La Unión Europea (UE) es una organización que agrupa a 27 países del continente. Los Estados integrantes cooperan en una serie de ámbitos, como el comercio, el medio ambiente o la agricultura. También velan juntos por la paz en Europa. Muchos de los Estados miembros de la UE usan la misma moneda, el euro.

Suecia ingresó en la Unión Europea en 1995. El Reino Unido formó parte de la UE hasta 2020, pero ya no. Su salida es lo que se conoce como Brexit.

La Unión Europea aprueba las leyes aplicables al conjunto de los Estados miembros. Muchas de las leyes comunitarias han facilitado los negocios, los viajes y el trabajo dentro de la Unión.

La Comisión Europea, el Parlamento Europeo y el Consejo de Ministros son tres instituciones fundamentales de la UE. En cada una de ellas trabajan representantes de la totalidad de Estados miembros. La Comisión Europea se encarga de proponer leyes para el conjunto de la Unión. El Parlamento Europeo y el Consejo de Ministros Europeo debaten las propuestas y aprueban o rechazan las leyes. En caso de aprobarse una nueva normativa comunitaria, todos los Estados miembros deberán aplicarla.

Suecia cuenta con varios representantes políticos en el Parlamento Europeo, que han sido elegidos democráticamente. Dichos representantes participan en las decisiones sobre el funcionamiento de la Unión Europea.

  • Preguntas para la reflexión

    ¿Se te ocurren algunos ejemplos de temas y decisiones políticas?

    ¿Sabes qué asuntos se tratan en cada uno de los cuatro niveles de decisión?